Tiempo de lectura: 2 minutos
Shares

Hace una semana te hablamos de Wallapop, una aplicación móvil española que ha conseguido un notable éxito gracias a su modelo de mercadillo virtual de todo tipo de cachivaches de segunda mano, y que cuenta con el aprovechamiento de la geolocalización como factor diferencial.  Lo cierto es que, en la situación económica actual, cada vez más gente parece decidida a obtener rendimiento de sus objetos menos útiles o utilizados, a la vez que más consumidores tratan de aprovechar los menores precios de los artículos usados para reducir su nivel de gasto. Por eso triunfa Wallapop y, por ello también, triunfa Chicfy.

Chicfy : un mercadillo virtual de ropa de segunda mano

Chicfy es, como Wallapop, una iniciativa española para crear un marketplace de objetos usados (en este caso, exclusivamente ropa y complementos) que en su corta vida ya ha conseguido alcanzar interesantes cotas de popularidad y ventas. Tanto, que sus gestores cifran en 50 millones de euros el valor del stock que ha pasado por sus páginas en este tiempo.

Lanzada en un primer momento únicamente en versión web, Chicfy nació de la mano (y la cabeza) de dos emprendedores españoles fuertemente ligados al mundo de la moda, con el objetivo de aprovechar el crecimiento de este modelo de negocio, tal y como reconocía hace unas semanas Nono Ruíz, uno de sus fundadores, en las páginas de Actibva: ”Ojeando TechCrunch dimos con unas cuantas soluciones que nos gustaron, hicimos un mix y lanzamos en España lo más rápido que pudimos.”

El website de Chicfy, con un diseño muy pinterestófilo, tiene muy claro el mercado al que se dirige. Las mujeres jóvenes son las protagonistas absolutas de sus páginas, tanto en su base de clientes como en su catálogo. De hecho, tal y como se encarga de recordar la propia empresa en las condiciones generales de su eCommerce, por el momento en Chicfy sólo tiene cabida la venta de moda y complementos de mujer.

Chicfy lanza su aplicación móvil iOS

Unos días atrás, Chicfy volvió a ser noticia a raíz del lanzamiento de su primera aplicación móvil, creada para el sistema operativo de Apple. Con esta app, Chicfy trata de aprovechar el imparable aumento de las compras a través de dispositivos móviles, haciendo más sencillo navegar, curiosear y comprar en su plataforma desde iPads y iPhones. Además, para los vendedores, será incluso más fácil subir las prendas de las que se deseen deshacer gracias a esta aplicación. Haciendo con su móvil una fotografía al objeto en cuestión, en unos instantes podrán sumarlo a los más de 100.000 artículos que componen el cada vez mayor catálogo de Chicfy.

Shares