Tiempo de lectura: 2 minutos
Shares

Hace aproximadamente 18 meses, la compañía francesa Criteo, especializada en Display Advertising, anunciaba la compra de una herramienta destinada a potenciar su actividad en las campañas en soportes móviles. En aquel momento, la adquisición de AD-X Tracking se veía como una forma perfecta para que Criteo pudiese seguir creciendo subida a la ola de los ubicuos smartphones y tablets. Curiosamente, esta semana hemos conocido que la compañía gala ha decidido dar marcha atrás. Criteo se deshace de AD-X.

Criteo dice adiós a AD-X  y opta por buscar un nuevo partner estratégico

18 meses, 72 semanas o algo así como 540 días. Ese es el tiempo que Criteo ha mantenido en su seno a la prometedora AD-X, tal y como informaba hace unos días el medio especializado AdExchanger. Durante este tiempo, Criteo contaba con AD-X para ofrecer a los anunciantes y los desarrolladores herramientas de medición in-app para entornos tan variados como iOS, Android, Blackberry, Windows o Facebook.

De acuerdo con las primeras informaciones, Criteo integrará a los trabajadores de AD-X en otras áreas de la compañía a partir del mes de septiembre, momento en el que dejará de ofrecer soporte a sus clientes actuales.  Para cubrir el área de negocio que la desaparición de AD-X deja vacante, la compañía parece estar tanteando la posibilidad de llegar a acuerdos de partnership estratégico con otras firmas del sector.

“AD-X ha sido tremendamente exitoso para nuestros clientes. De todos modos, el sector mobile evoluciona rápidamente, y , como resultado, estamos experimentando un rápido incremento en el uso de nuestros productos de mobile performance tanto a través de buscadores como de apps. Esto nos ha llevado a decidir centrarnos completamente en nuestra misión de generar aumentos de ventas para nuestros clientes” (Jonathan Wolf, CPO de Criteo).

La paradoja financiera de Criteo

Curiosamente, hace apenas unas semanas Criteo saltaba a los titulares de la prensa especializada al anunciar la consecución de niveles de facturación récord para el ejercicio 2014.

De hecho, en declaraciones al prestigioso The Wall Street Journal, la propia Criteo atribuía estos buenos resultados al impulso recibido por su producto multipantalla, así como por el desarrollo de su tecnología capaz de predecir su un usuario hará o no clic y realizará una compra online. Ahora, la desaparición de AD-X pone una sombra de duda sobre la verdadera salud financiera de la compañía gala.

Una oportunidad para el crecimiento de las alternativas a Criteo

Por supuesto, esta decisión de Criteo abre las puertas al crecimiento de herramientas alternativas a AD-X. Empresas tan conocidas como la española eMMa , de la que ya te hemos hablado en alguna ocasión, o las foráneas Localytics, Kochava y Tune se presentan como los candidatos más adecuados para recibir el flujo de clientes procedentes del cierre de AD-X.

¡Mantente al día!

Recibe los mejores contenidos de marketing digital y comercio electrónico en tu email.

Acepto recibir comunicaciones comerciales perfiladas conforme a la política de privacidad de Iniciativas Virtuales.

Escribir comentario