Facebooktwitterlinkedin

Controlar el flujo de las mercancías es una tarea esencial a la hora maximizar el rendimiento de los procesos internos de tu eCommerce. Para lograrlo, uno de los pasos primordiales es instalar un sistema de identificación de mercancías que te permita llevar una trazabilidad exacta de los diferentes productos que circulan en el almacén. 

Este tipo de tecnología cobra especial importancia cuando el volumen de pedidos que se maneja es muy alto, pues el ciclo de entrada y salida de las existencias no para nunca.

Veamos cuáles son los sistemas de identificación de mercancías más utilizados y por qué te recomendamos su uso.

Qué son los sistemas de identificación de mercancías

Los sistemas de identificación de mercancías son aquellas herramientas o funcionalidades que permiten a los operarios identificar, localizar y rastrear cada artículo durante su viaje logístico.

Por lo general, dicha actividad se realiza mediante el etiquetado de códigos de barra especiales, pero podemos encontrar soluciones altamente innovadoras, como veremos más adelante. 

Aunque los sistemas de identificación de mercancías pueden diferir en su metodología, todos ellos comparten una misma característica: deben estar conectados a un software de gestión de almacenes (SGA) que centralice la información y la haga accesible a todos los operarios.

Por qué debes utilizar un sistema de identificación de mercancías

Al integrar todos tus datos en un mismo software de gestión, tanto la consulta de la información como la preparación y tratamiento de los pedidos se acelera. Realizar más envíos en un plazo de tiempo menor implica también una reducción de los costes y un aumento directo del margen de beneficio de cada venta.

También tendrás a tu alcance información detallada e inequívoca de la naturaleza de la mercancía y los datos de envío, eliminando así las incidencias por error documental. 

A nivel logístico, se reduce el número de recuentos físicos del inventario, pues los sistemas de identificación de mercancías muestran la cifra exacta de unidades disponibles y su ubicación. Gracias a esto podrás mantener una rotación del stock sin roturas, esto quiere decir que todo sale igual que entra, sin retrasos, cuellos de botella o acumulación de mercancías. 

En resumidas cuentas, con el sistema de identificación de mercancías podrás saber dónde se encuentra cada artículo en tu inventario, cuál es la mejor ruta para recogerlo, cómo debe imprimirse la etiqueta y cómo optimizar los procesos de empacado y preparación de envío..

Tipos de sistemas de identificación de mercancías

1. Código de barras

Son etiquetas con una secuencia alfanumérica irrepetible (código de barras) que se pegan en el envase del producto para su posterior escaneo. Con una simple lectura de la terminal láser tendrás acceso a toda la información de cada producto. Este es el sistema de identificación de mercancías más utilizado en la industria debido a los grandes resultados que ofrece, sobre todo si se optimiza con la aplicación adecuada.

Un caso muy llamativo es el de Outvio, su herramienta de escaneo de código de barras integra también los datos de la fase postventa en el proceso de trabajo. De esta manera, cuando escaneas un artículo, la etiqueta de envío se genera automáticamente y la orden queda registrada en la interfaz para su seguimiento. Gracias a este sistema propio, denominado Scan & Pack, se ahorra un valioso tiempo en la preparación de los envíos y se reduce a cero cualquier error durante el proceso de picking y packing. 

2. Código BIDI y QR

Su funcionamiento es idéntico al código de barras, ya que son etiquetas escaneables con un sensor láser. La única diferencia es que su sistema de codificación está basado en la secuenciación geométrica en vez de alfanumérica. 

Asimismo, mientras que el código QR es abierto y de uso libre, el código BIDI es privado y posee tarifas de uso. El primero está estandarizado y es más accesible, pero el segundo ofrece una capa de seguridad mucho más sólida. Cuál elegir dependerá de la cantidad de envíos realizados, la estabilidad de los sistemas de escaneado, la naturaleza de la mercancía o los recursos disponibles.

3. Terminales portátiles 

Las terminales portátiles (PDA) son dispositivos multifuncionales adaptables a diferentes procesos del almacén. Por ejemplo, pueden utilizarse como un lector de los códigos mencionados antes, para controlar los horarios de entrada y salida de la mercancía o para seguir las rutas de picking. Todo depende del tipo de terminal portátil que se esté utilizando. También sirven como aparato de comunicación interno, por eso son tan habituales en los grandes almacenes logísticos.

4. RFID

RFID o sistema de identificación de mercancías por radiofrecuencia. Su funcionamiento es el siguiente: cuando la terminal llega a la ubicación adecuada, se genera una onda de radiofrecuencia que choca contra un microchip para devolver la información de su interior. La gran ventaja frente a los métodos de identificación de mercancías vistos hasta ahora es que no necesitarás de contacto visual para hacerla funcionar. Además, la capacidad de almacenamiento de información del chip es mucho mayor a la de los códigos escaneables.

5. Identificación por voz 

Conocido también como picking por voz, es un sistema que conecta al operario directamente con un sistema de gestión de almacenes inteligente capaz de devolver información a través de comandos de voz. Este sistema es muy preciso y puede utilizarse para otro tipo de actividades, pero requiere de un SGA avanzado que incluya un sistema de voz modular.

6. Realidad aumentada 

Desde hace años, los operarios del almacén pueden utilizar la realidad aumentada para conocer en tiempo real cualquier información relativa a las rutas y las existencias. Dicha información se genera como contenido holográfico en el soporte tecnológico (gafas, PDA o teléfono móvil) y guía al trabajador durante todas las fases de la cadena de suministro.

La importancia de la identificación de mercancías para el picking y el packing

Recoger la mercancía y empaquetarla es la actividad que más tiempo y recursos consume en un almacén, por lo que está estrechamente ligada con los costes logísticos y, por ende, con el margen de beneficio.

Por esa razón es tan importante que priorices la optimización del picking y el packing frente a otros procesos, el retorno de la inversión por simplificar las rutas de recogida y acelerar la preparación de los pedidos es de los más altos de todo el almacén. En ese sentido, las herramientas de identificación de mercancías deben copar todas tus prioridades, pues son tu mayor aliado si deseas una logística longeva y eficiente.

 

Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram