Facebooktwitterlinkedin

El sector de los envíos de comida a domicilio ha sido uno de los protagonistas durante el confinamiento que hemos tenido que afrontar para tratar de contener la propagación del coronavirus a nivel mundial, un negocio que ha ayudado a que muchos restaurantes logren sobrevivir esta crisis..

Sin embargo, este sector no deja de ser uno de los más competidos dentro del eCommerce y hace tan solo un año surgió un gigante online de entrega de comida a domicilio: JustEat Takeaway se fusionó con su rival estadounidense Grubhub para hacerse el control de una gran parte del mercado en este país, convirtiéndose en la empresa más grande del mundo en este sector: la mayor competencia para Uber Eats, quien por cierto también había tratado de comprar Grubhub.

Ahora Uber compra Postmates como un contraataque, formando un nuevo gigante entre las apps de comida a domicilio.

El mayor grupo mundial de comida a domicilio se hace (todavía) más grande: JustEat Takeaway devora a Grubhub por 6.420 M€

Uber compra Postmates para hacer competencia al gigante de la comida a domicilio JustEat Takeaway

Mediante esta operación, Uber compra Postmates en un acuerdo de 2.340 millones de euros, en el que la empresa adquiere todas las acciones. Tal como sucede con Grubhub, ahora que Uber compra Postmates la compañía de entregas a domicilio continuará operando por separado, sin embargo podrá acceder a la red comercial y de entrega combinada con Uber Eats.

Uber afirma que esta estrategia permitirá que los consumidores encuentren más opciones de restaurantes, así como “entregas más eficientes para los conductores que recogen varios pedidos a la vez”. Ambas compañías planean cerrar el acuerdo de compra durante el primer trimestre de 2021.

Uber y Postmates han compartido durante mucho tiempo la creencia de que plataformas como la nuestra pueden impulsar mucho más que solo la entrega de alimentos: pueden ser una parte muy importante del comercio local y las comunidades, algo que es muy importante durante crisis como la del Covid-19 que enfrentamos actualmente. Estamos encantados de dar la bienvenida a Postmates a la familia Uber a medida que juntos innovaremos para ofrecer mejores experiencias a los consumidores, comerciantes y repartidores en todo el país”, afirmó Dara Khosrowshahi, CEO de Uber en un comunicado.

Los viajes en Uber han mostrado una caída del 80% desde el comienzo del confinamiento

Esta operación va más allá de solo una estrategia para competir contra el gigante que formó JustEat Takeaway hace un mes: en sus últimos resultados trimestrales de ganancias, Uber Eats logró un gran crecimiento, sin embargo los viajes en Uber (su negocio original y principal fuente de ingresos) han caído aproximadamente un 80% durante el confinamiento, y con más casos de coronavirus aumentando en muchas partes del mundo, las pérdidas de la compañía podrían aumentar.

Uber le da mayor visibilidad a su servicio Uber Eats

De hecho, las pérdidas de Uber ascendieron a 2.560 millones de euros durante el primer trimestre de 2020, su mayor pérdida desde hace tres trimestres. Mientras las reservas en su negocio de transporte no paraban de caer, las reservas de su división Uber Eats se incrementaron más de un 54% interanual.

Uber Eats puede ser un salvavidas en medio de las enormes pérdidas a las que debe enfrentarse la compañía. Sin embargo, aún está bajo la presión reguladora, y además la compañía deberá enfrentar a la competencia que representa Just Eat en Estados Unidos.

Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram