Tiempo de lectura: 3 minutos
Shares

Uno de los principales problemas que ha enfrentado la industria publicitaria en medios digitales es la aparición de los Ad Blockers al no permitir que los anuncios lleguen a los posibles consumidores. A pesar de haber sido diseñados para tal fin, este  Ad Blocker cobrará a los editores para que sus anuncios aparezcan en los medios.

Si, así como lo lees, La compañía israelí Shine ha anunciado el lanzamiento de una herramienta que es muy poco común, o de hecho inexistente entre el sector de los Ad Blockers: una tecnología donde las marcas pagarán al bloqueador de anuncios para garantizar que sus promociones serán vistos.

¿Un bloqueador de anuncios que cobrará por mostrarlos?

No es la primera vez que te hablamos de Shine. Hace unos meses te explicamos como su bloqueador de anuncios se activará por defecto en toda la red móvil del operador británico Three, para sus clientes de Reino Unido e Italia. Una medida polémica que generó grandes lamentos entre algunos de los principales representantes de la industria publicitaria global.

Ahora, la nueva vuelta de tuerca de Shine consiste en que, por una parte, ha llegado a acuerdos con otras grandes compañías de telecomunicaciones como la caribeña Digicel, para eliminar automáticamente los anuncios a menos que el usuario elija verlos mientras navega. Estas compañías representan una base de 100 millones de usuarios de móvilShine está en conversaciones con otras compañías para ampliar su alcance a entre 500 y 800 millones de suscriptores. Pero es que, por otra parte, a partir de ahora, las marcas deberán ser quienes paguen por esquivar la acción de su adblocker y llegar a todos esos millones de smartphones.

Ofreciendo su nueva tecnología bajo el supuesto de que el bloqueador de anuncios está dirigida a acabar con el tráfico fraudulento  y falso que afecta a los anunciantes,  Collier ha afirmado en AdWeek que su “intención es construir un producto de tecnología que creará políticas de apoyo a los consumidores y las compañías de telecomunicaciones, creando un ambiente de confianza y seguridad para que inviertan los publicistas. La razón por la que las marcas están pagando es porque quieren ofrecer anuncios a los posibles consumidores” dijo Collier, “y la experiencia del consumidor últimamente está bajo el mando de las compañías de telecomunicaciones

La guerra mundial contra los bloqueadores de anuncios

Como te comentábamos, no es la primera vez que Shine está en el centro de la polémica: Dave Grimaldi, miembro de la ejecutiva de IAB a nivel internacional, explicó en abril que los bloqueadores de anuncios que, como Shine, actúan a nivel de operadoras de telecomunicaciones, “representan una tendencia infame. Estos malos actores están robando a los publishers, subvirtiendo la libertad de prensa, operando un modelo de negocio basado en la censura del contenido, y forzando a los consumidores a pagar más por menos información, y menos diversa”.

Lo cierto es que, por representar un peligro para muchos en la industria publicitaria, los Ad Blockers han sido criticados e incluso se han tomado medidas legales contra las compañías que ofrecen estos programas.

Hasta hace poco la industria de la publicidad veía a Shine como un bloqueador en grado sumo y ahora habrá que ver si las compañías estarán dispuestas a pagar (aún más) para que sus anuncios sean visualizados. Por supuesto que todos estos cambios están encaminados a terminar con los ataques contra los bloqueadores de anuncios, pero al parecer algunas compañías están listas para sacar más provecho de la controversia con este tipo de programas.

Imagen: Shutterstock.com

¡Mantente al día!

Recibe los mejores contenidos de marketing digital y comercio electrónico en tu email.

Acepto recibir comunicaciones comerciales perfiladas conforme a la política de privacidad de Iniciativas Virtuales.

Escribir comentario