Tiempo de lectura: 4 minutos
Shares

Es innegable que en la era de las nuevas tecnologías los eCommerce deben desarrollar diversas estrategias que les ayuden a combatir el fraude que sufren por cada vez más  medios.

En qué consiste la delincuencia online 

Si por algo se caracteriza un delincuente online es por su rápida capacidad de adaptación a los cambios. Basta con que la tecnología, los pagos y el consumo se muevan de una forma más rápida para que también lo haga este tipo de delincuente. La extrema dificultad con la que se encuentra el comerciante a la hora de combatir este tipo de fraude, tan sólo puede mitigarse con la posibilidad de echar la vista atrás y ver qué patrones han de ser vueltos a tener en cuenta. 

El cambio a las tarjetas EMV 

La adopción del sistema EMV como forma de combatir la delincuencia tradicional ha sido una medida de las más contundentes que se han tomado en la lucha contra la delincuencia tradicional. Por desgracia, el combate de un tipo de delincuencia tiene muchas veces como contrapartida el auge de otra y es que los delincuentes online están de moda. 

El sistema EMV que responde a las siglas Europay, MasterCard y Visa, en honor a las tres compañías que lo han desarrollado, se basa en el cambio de las tarjetas de crédito tradicionales, que contaban con una banda magnética a otras dotadas de chip y PIN. Este hecho, que suponía un plus de seguridad en las tiendas físicas, hizo que los delincuentes comenzaran a apuntar en la dirección de los comercios en línea para llevar a cabo sus fechorías. 

Por este motivo, los expertos predicen que en este sentido, las cosas empeorarán significativamente, pues los medios para combatir la delincuencia online con los que cuentan los eCommerce son, a todas luces, insuficientes. 

El uso de los botnets 

Muchas son las veces que los eCommerce deben luchar contra enemigos inciertos. Uno de los que más inquietud genera entre ellos son los botnets. Pero,  ¿qué son exactamente y para qué los usan los delincuentes online?

Sin meternos en demasiadas honduras podemos decir que con este término nos estamos refiriendo a un conjunto de programas cuya ejecución es automática y que tienen la finalidad de hacerse con el control de ordenadores y servidores que son previamente infectados. A partir de ese momento, el sujeto que lo ha expandido tendrá el poder de controlar el dispositivo desde la distancia. Con ello puede conseguir datos financieros o bancarios que, a buen seguro, utilizará en su favor.

La llegada de la integración omnichannel 

El marketing omnichannel, acogido con agrado por los expertos, que pronosticaron que cobraría creciente importancia a lo largo de 2016, ofrece al usuario una continuidad, teniendo la posibilidad de interactuar con independencia de cuál sea el canal a través del que lo haga (presencial, a través del PC, de una aplicación móvil, etc.).  

Los eCommerce tienen en esta modalidad de marketing un nuevo reto a superar pues han de ofrecer a sus clientes una experiencia multicanal fluida, a la par que desarrollen una estrategia que minimice los riesgos que, para el fraude en línea, pueda suponer.

El teléfono móvil y su papel en el fraude 

Nadie puede negar el papel relevante que ocupa el teléfono móvil en la interactuación con los eCommerce. Ello hace que sean el caldo de cultivo perfecto en el que los delincuentes online campen a sus anchas. Cuando uno de estos indeseables se hace con el control de nuestro dispositivo, quedamos a su merced, pues en él se encuentran nuestros datos financieros y personales, teniendo a partir de ese momento la posibilidad de realizar acciones tales como desactivar la tarjeta SIM o “gestionar” las cuentas bancarias.

Por todos estos motivos, los eCommerce son principales interesados en combatir el fraude que se produce a través de los teléfonos móviles. A su favor cuentan con el hecho de que los terminales están provistos de ciertas utilidades que son exclusivas de los mismos, sirva como ejemplo el GPS. 

En este campo aún quedan muchos avances por hacer pues si bien a todos nos beneficiarán los  pasos en orden a  atajar estas actividades fraudulentas, lo cierto es que no ayuda el hecho de que los consumidores tengan un comportamiento distinto ante su teléfono móvil que ante su ordenador

Los eCommerce y su preocupación por el rápido cumplimiento 

Durante todo 2015 cobró fuerza la tendencia, por parte de los eCommerce, de cumplir con las entregas en el mínimo tiempo posible. Las crecientes entregas por avión, el éxito de Amazon Prime Now y el dato de que el 80% de los consumidores prefieran la entrega en el día cuando compran a los minoristas, apuntan en este sentido. 

Será fundamental que los comerciantes sigan afanándose en el cumplimiento con el máximo rigor posible si quieren contribuir a la lucha contra el fraude online. 

¡Mantente al día!

Recibe los mejores contenidos de marketing digital y comercio electrónico en tu email.

Acepto recibir comunicaciones comerciales perfiladas conforme a la política de privacidad de Iniciativas Virtuales.

Escribir comentario