Facebooktwitterlinkedin

La empresa de ropa y accesorios sostenibles Minimalism Brand cerró el 2021 con una facturación de 700.000 euros, lo que representa un crecimiento del 128% con respecto a lo obtenido en 2020. Además, ha adoptado un modelo de fabricación de prendas menos contaminante, logrando recoger y reciclar 240 kg. de ropa.

En su web anunciaron los resultados de un año con altas y bajas, que dejó un saldo positivo. El canal B2B experimentó un crecimiento importante: la tienda online de Minimalism Brand fue visitada 563.000 veces, se hicieron 6.356 pedidos y se vendieron 31.864 prendas, registrando así +32% de la recurrencia de compra. También han conseguido aumentar el ticket medio (de 54€ a 60€) sin que se viera afectado el CAC (Coste de Adquisición del Cliente) y experimentaron un crecimiento sostenible en la tienda online «mejorando mucho la tasa de repetición».

De acuerdo con su publicación, estas fueron las grandes cifras de Minimalism Brand en 2021:

  • 703.215,32€ de facturación
  • 128% crecimiento vs año 2020
  • 6.356 pedidos en la tienda online
  • 31.864 prendas vendidas en la tienda online
  • 563.000 visitas a la tienda
  • 1,13% de conversión
  • 60€ carrito medio online
  • 12€ CPA

Minimalism Brand: una marca carbón neutral

Tomando en cuenta que la industria de la moda es una de las más contaminantes en el mundo, Minimalism Brand decidió hacerse una auditoría en 2021 para medir la profundidad de su impacto medioambiental y así poder determinar qué soluciones se pueden tomar para una fabricación de prendas que no afecte el ecosistema. «Minimalism no es sostenible, impactamos en el planeta cada vez que fabricamos una prenda nueva y alguien nos la compra. Esto es una realidad y es mejor afrontarla sin esconderse», aseguran.

Por tal motivo, la empresa creó el proyecto “Carbon Neutral”, con el fin de compensar toda la huella de carbono generada con sus pedidos. Con esta iniciativa, la marca aseguró haber ahorrado 23.622.146 litros de agua y 300.907 kilovatios por hora, dejó de emitir 99.550 kilogramos de CO2, y recogió y recicló 240 kilogramos de ropa.

La marca afirma que este coste no repercute en sus clientes en ningún momento, sino que «nos parece la manera más honesta y justa de recompensar a nuestros clientes por elegirnos«, de acuerdo a lo dicho por la propia compañía mediante un comunicado.

Asimismo, han abierto el Certificado «Residuo Textil Cero» para cualquier proyecto, con el propósito de que éste sea público y gratuito para toda empresa que quisiera ayudar a sus clientes a reciclar ropa.

Los inicios de Minimalism Brand

Minimalism Brand es una marca cuya filosofía se basa en la idea de darle la vuelta a la industria de la moda actual, una de las más contaminantes en el mundo. En palabras de su co-CEO y fundador, Pepe Martín, el proyecto nació con la idea de que, además de vender ropa, «también queremos que la gente piense un poco más allá, que se pregunte si realmente necesita comprarse diez camisetas o comprando tres camisetas de mucha calidad puedes suplir esa necesidad».

La firma se creó en 2017 cuando el socio de Martín y co-CEO de Minimalism, Víctor Rodado hizo una búsqueda de carteras por Internet y consiguió unas de diseño muy sencillo, que en ese entonces estaban en tendencia en Estados Unidos, por lo que quiso replicar ese mismo concepto en España. «Decidimos empezar a vender esas carteras, pero mejorando los tiempos de envío y la calidad de las carteras, quitando el cuero y convirtiéndolas en veganas«, expresó Martín. «Ese juego se convirtió en vender 35.000 carteras en un año y vimos que esto es una empresa. El primer año, en 2018, facturamos 150.000 euros y dijimos: ‘Bueno, vamos a intentar crecer, ¿no?'».

Con el tiempo, Minimalism pasó de vender carteras a crear todo tipo de prendas tanto para hombres como para mujeres: pantalones, sudaderas, calzoncillos, etc., además de accesorios, como mochilas, gorros, bufandas, guantes, etc. Su secreto de éxito como marca es tan simple como «vender ropa básica, fabricada de forma sostenible y a precios asequibles», aseguran.

En mayo de 2021, Minimalism Brand se convirtió en una de las 71 empresas seleccionadas entre 1.000 proyectos para formar parte de la Fase Growth de Lanzadera, la aceleradora de empresas de Juan Roig asentada en Valencia, desde donde han decidido apostar por colaborar en el desarrollo y crecimiento continuo de esta innovadora y radical propuesta que busca una fabricación de prendas de vestir y accesorios más amigable con el medio ambiente.

El éxito y fracaso de la camiseta de Pau Donés

En junio de 2021 se realizó una campaña contra el cáncer aprovechando el aniversario de muerte del cantante de Jarabe de Palo, Paul Donés. Minimalism Brand fue la encargada de fabricar la camiseta diseñada por el cantante, “Vivir es Urgente”. Desde la empresa aseguran que vivieron la experiencia con mucha ilusión y ganas, pero el proyecto se dimensionó mal desde el principio y se hicieron muchas cosas mal.

«La realidad es que nos vino grande, ya que todo estaba dimensionado para unas 5.000 camisetas y se llegaron a vender 50.000 en los primeros días. Tuvimos problemas serios de tesorería, no cumplimos con los tiempos y estuvimos a punto de perder 200K€ en material», aseguraron.

«Hubo momentos donde vimos peligrar Minimalism, pero finalmente tras muchas llamadas telefónicas y poniendo honestidad fuimos capaces de sacar adelante todo sin que nuestros proveedores sufrieran lo más mínimo. Todo esto nos ha generado un estrés importante de tesorería que no nos ha permitido lanzar todo lo deseado en el último trimestre del año».

Sin embargo, «con mucho trabajo y honestidad» fueron capaces de sacar adelante todo y aún mejorar los números.

 

Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram

Escribir comentario

¡Mantente al día!