Tiempo de lectura: 3 minutos
Shares

Apple lo tiene claro. Quiere despedirse de OS X y dar la bienvenida a MacOS. Esta es la nueva decisión que ha tomado la compañía estadounidense, aunque si bien es cierto, todavía no sabemos la fecha exacta en la que lo hará realidad. De momento, tendremos que conformarnos en saber que (pronto) se va realizar ese cambio.

Lo que sí sabemos es que en junio se celebra la conferencia para desarrolladores de Apple (WWDC 2016) y saldremos de dudas. En ese momento ya podremos saber si finalmente MacOS será el nuevo nombre oficial para el sistema de los ordenadores de Apple.

Pero, ¿por qué quiere hacer esto Apple? Pues bien, Apple pretende hacer este cambio ya que, de esta forma, el sistema operativo reforzaría el nombre comercial de sus ordenadores, potenciando el uso de una misma marca comercial para los sectores de software y hardware de la compañía estadounidense.

La historia de OS X

En 2012 Apple ya quiso hacer modificaciones en el nombre de su sistema operativo de escritorio. Hasta ese año, se hacía conocer como Mac OS X, pero la compañía decidió acortar el nombre y pasó a conocerse como OS X, que es el que se usa a día de hoy.

Ahora, Apple ha decidido (aunque todavía no está hecho el cambio) decir adiós a OS X y apostar por MacOS. Un nombre que está pensado para reflejar la marca del ordenador con el sistema, siguiendo así la línea de los sistemas operativos que tiene para el resto de sus dispositivos: iOS, watchOS, tvOS.

Y seguro que muchos os estáis preguntando por qué el nuevo nombre empezará en mayúscula y el resto no. Bien, ahí va la explicación: El motivo por el que MacOS empezará en mayúscula es porque Mac es una marca de Apple y los otros nombres, como watch o tv son nombres genéricos.

La trayectoria de Apple hasta llegar a MacOS

Si bien es cierto, la muerte de Steve Jobs marcó un antes y un después en la trayectoria de Apple. ¡Y no es para menos! Pero, con todo ello, la empresa ha salido a flote y tras el paso de los años se ha consolidado su posición de líder en el mercado mundial mobile, con cientos de millones de unidades vendidas de todo tipo de iPhones e iPads.

Pero Apple ha ido más allá. Ha sabido sorprender a todos sus clientes (y no clientes) con el lanzamiento de Apple Watch, por ejemplo. Un lanzamiento increíble que permite, mediante un reloj (aunque no es uno cualquiera), poner al alcance de la muñeca la posibilidad de comunicarse, entre otras funciones.

En fin, claro está que la muerte de Jobs fue un momento complicado para la empresa, pero también está claro que Apple ha sabido salir de esa situación y continuar con sus mejoras para sus clientes.

 

Imagen: Shutterstock

Shares