Tiempo de lectura: 2 minutos
Shares

El grupo alemán Ceconomy, dueño de Media Markt, ha llegado a un acuerdo con la empresa francesa Artémis para adquirir el 24,3% de FNAC, en una operación valorada en 452 millones de euros. La operación, que debe ser aprobada por los organismos encargados de velar por la defensa de la competencia supone la creación de un gigante europeo de la electrónica online y offline, destinado a controlar el sector en todo el continente.

El poder de Media Markt en países como España es indiscutible: si nos centramos en el canal online, en 2016, consiguió un volumen de ventas de 261.144.00 euros, con más de 5.700.000 visitantes al mes, situándose como el 6º mayor eCommerce del país. Si a ello le sumamos el notable tirón que tiene FNAC en ámbitos como los libros, la música, el cine o la televisión, Media Markt pasa a ser un actor desequilibrante en nuestro mercado online.

El sector de la electrónica online sigue concentrándose

En realidad, esta operación supone un nuevo paso en el proceso de integración del sector de la informática/electrónica/electrodomésticos en Europa, en el que las dos empresas han sido grandes protagonistas desde hace años. De hecho, FNAC es en realidad FNAC Darty, un grupo creado en 2015 tras la compra por 858 millones de euros de la compañía especializada en electrodomésticos Darty, que a su vez, había comprado múltiples pequeñas y medianas empresas del sector en Europa, como Menaje del Hogar y San Luis en España.

Por su parte, Ceconomy es la dueña de Media Markt, pero también lo es (desde 2011) de Redcoon, un clásico del eCommerce de la electrónica online que cerró sus operaciones en la mayor parte de países en los que tenía presencia durante 2016 (España incluida) y que sigue activa en Alemania.

De hecho, el objetivo del cierre de Redcoon en todos esos mercados era concentrar los esfuerzos del grupo en Media Markt, y evitar la posible canibalización entre ambas marcas. Además, con esta operación, Ceconomy consigue tener presencia en Francia, uno de los pocos mercados europeos que le quedaba por conquistar.

¿Sucederá lo mismo con FNAC en un futuro próximo?

 

Shares