Tiempo de lectura: 3 minutos
Shares

Los 89 millones de seguidores de la cuenta de Twitter de Katy Perry pudieron ver un mensaje que envió a Taylor Swift en que decía “Te echo de menos, nena” mucho tiempo después de su ruptura amistosa y pese a su pública enemistad. Esto ha sido debido a que la cuenta de la artista fue hackeada.


El mismo hacker aprovechó la popularidad de la cuenta de Twitter de Katy Perry (la que cuenta con más fans en toda la red social) para enviar mensajes homófobos a  la estrella de Youtube Keemstar. De hecho, Taylor Swift y Keemstar fueron los principales destinatarios de los mensajes enviados desde la cuenta de la cantante.

Además de mostrar estos mensajes, el hacker incluyó un link a material inédito  en la cuenta de Sundcloud de la artista: unos minutos de una canción que podría pertenecer a su próximo disco, Witness.

La cuenta de Twitter de Katy Perry vuelve a la normalidad

Tras haber sido eliminados los mensajes, la cuenta de Twitter de Katy Perry volvió a la normalidad.  Ni ella ni sus representantes han hablado al respecto, de todas formas siempre fue claro para todos que se trataba de un hackeo.

Katy Perry es una de las artistas mejor pagadas del mundo tras haber ganado más de 121 millones de euros en los últimos 12 meses por su gira Prismatic World Tour, diversos contratos publicitarios y un nuevo juego para móvil que se estrenará en los próximos meses. El hackeo a su cuenta no parece haberle afectado en absoluto a su reputación, aunque siempre es una molestia para cualquiera.

Otros hackeos de cuentas de Twitter en los últimos meses

Recientemente, Twitter explicó que en 2013 sufrió una violación de datos y requirió a los usuarios cambiar sus contraseñas. Esta intrusión pudo haber afectado a 65 millones de usuarios, aunque no parece haber relación con el hackeo de la cuenta de Twitter de Katy Perry.

En realidad no ha sido el único caso en los últimos días. De hecho, el conocido periodista español Ignacio Escolar vio su ceunta hackeada, siendo uno de los muchos afectados por este tipo de ataque. En este sentido, y en relación a la seguridad en redes sociales, cabe recordar que hace muy poco se pusieron a la venta 117 millones de contraseñas robadas de cuentas de LinkedIn.

iescolar

Estes hackeos son una clara muestra de que por muy famosos o desconocidos que seamos, nadie queda libre de que algún hacker entre en su cuenta y haga lo que quiera, desde ver mensajes privados hasta mandar mensajes comprometedores. Por ello, hay que intentar reforzar la seguridad de las cuentas sociales con diversas medidas de seguridad. Las redes sociales, por muy seguras que sean, son también principales fuentes de ataque de hackers.

 

Imagen: ShutterStock

Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram