Facebooktwitterlinkedin

La privacidad es un tema en constante debate en el mundo digital, y sobre el que muchas empresas han empezado a tomar acciones. Una de estas empresas ha sido Google, que desde el pasado año ha estado trabajando activamente en la eliminación de las cookies de terceros. Según un comunicado publicado por la compañía, el 72% de los usuarios de internet están convencidosde que casi todo lo que hacen online está siendo rastreado por anunciantes y empresas tecnológicas o de otro tipo.

Por supuesto, esta idea ha generado una bajada sustancial en la confianza de los usuarios hacia las empresas tecnológicas, como Google o Facebook. Algo que perjudica su negocio, ya que el 81% de usuarios piensa que el beneficio de captar sus datos no es equiparable a los riesgos. Es decir, que la facilidad de ingresar a un sitio de manera automática gracias a las contraseñas guardadas, no equivale al riesgo de fraude identitario.

Google declara la muerte de las cookies

Antes que nada tomemos un momento para definir qué son las cookies de terceros y cuál es su importancia en el mundo de la publicidad. Las cookies de terceros, son aquellas que no provienen del sitio web al que ingresamos, y que se alojan en los servidores de los anunciantes. Habitualmente, este tipo de cookies se utilizan para el perfilado de un usuario, a través de los datos de su navegación. Este perfil será posteriormente traducido en una publicidad personalizada, que englobe los supuestos intereses del usuario, con base en sus visitas e información. Por esta razón las cookies son de tanta utilidad para los anunciantes, ya que le ofrecen una gran cantidad de información sobre el usuario… a cambio de su privacidad.

En los últimos años se ha acentuado la guerra hacia este tipo de cookies, invasivas, especialmente por parte de las grandes empresas de navegación. Google, en el comunicado ofrecido el pasado miércoles, afirma que una vez hayan eliminado las cookies de su plataforma, no volverán a usar ningún tipo de rastreo de información, propio o de terceros.

«Hoy, queremos decir de manera explícita que, una vez que desaparezcan las cookies de terceros, no crearemos identificadores alternativos para rastrear a los usuarios que naveguen por la red, y tampoco los utilizaremos en nuestros productos.»

FLoC, la alternativa de Google que refuerza la privacidad

«Los usuarios no deberían tener que aceptar que se les rastree en la red para beneficiarse de una publicidad relevante. Y los anunciantes no deberían tener que rastrear a los consumidores en la red para obtener los beneficios de la publicidad digital», explica David Temkin, Director de gestión de productos, privacidad en publicidad y confianza de Google.

Con esto damos por sentada una nueva era en el mundo digital, quitando el escepticismo acerca del gigante tecnológico y la eliminación de cookies. Recordemos que Google ostenta el monopolio de facto de la publicidad en internet, por lo que la desaparición de las cookies podría ser un traspié a sus ingresos. Sin embargo, han hecho ver que FLoC, su alternativa al uso de cookies, es una realidad más que factible para el negocio de la publicidad. Esta tecnología permite englobar a los usuarios en grupos de personas con intereses afines, y a su vez ofrece métricas sustanciales a los anunciantes y editores.

Así, se esperan las pruebas abiertas de esta tecnología para afinar su desarrollo y dejar ver su efectividad a los anunciantes. De tal forma lo menciona David Temkin.

«Este mes, con la próxima actualización, Chrome tiene la intención de poner a disposición las cohortes basadas en FLoC para pruebas públicas a través de ensayos de origen, y prevemos empezar las pruebas de las cohortes FLoC con los anunciantes de Google Ads en el segundo trimestre.»

Como explica Chetna Bindra, Directora de Gestión de productos – Confianza y privacidad del usuario en Google, esta propuesta «consiste en esconder a los individuos entre la multitud». Y para lograr este cometido procesa la información de la persona en su mismo dispositivo, manteniendo como privado el historial de navegación. Chrome facilitará cohortes basadas en FLoC, posibilitando el realizar pruebas con esta nueva tecnología y comprobar su viabilidad.

La iniciativa tomada por el gigante tecnológico para terminar con las cookies en la que se engloba FLoC, se denomina Privacy Sandbox, y en ella entran en juego más propuestas por parte de Google. Una de estas es la creación y desarrollo de audiencias propias por parte de los especialistas en marketing, sin el uso de cookies de terceros.

Esta propuesta trabaja la idea de un servidor de confianza que se encuentra «diseñado específicamente para almacenar información sobre las ofertas y los presupuestos de una campaña publicitaria», buscando generar un ecosistema estable para una publicidad sin cookies de terceros.

Dentro de la Privacy Sandbox, Chrome también propuso nuevas tecnologías que permitirán medir el rendimiento de una campaña publicitaria sin que se vea amenazada la privacidad de las personas. Para lograr esto sin afectar tampoco a la medición de los anunciantes, es ideal la implementación de técnicas como la adición de ruido, adición de información o la limitación de la data enviada por el dispositivo.

Imagen: Depositphotos

Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram

Escribir comentario

¡Mantente al día!