Tiempo de lectura: 4 minutos
Shares

Solemos pensar en los paquetes como una simple caja donde enviar nuestros productos. Pero,  para asegurar que los artículos delicados lleguen sanos y salvos, el empaquetado es esencial. Hoy queremos compartir estos consejos para que tus envíos B2C y B2B siempre lleguen en perfecto estado.

Consejos para elegir el embalaje perfecto para tus envíos B2C y B2B

El embalaje es tu primer punto de contacto físico con el cliente, por lo que tiene una gran relación con tu éxito en ventas. Eso sí, es verdad que la gran cantidad de tipos de embalaje disponible en el mercado es abrumadora y quizás te sea difícil elegir entre tantas opciones.

Ligero, robusto, ajustado a medida, económico, innovador, fácil de ensamblar, ecológico, de usos múltiples: la industria del embalaje se esfuerza día a día por cumplir con estos y más requisitos. Finalmente el auge del eCommerce también ha contribuido al aumento en sus ventas de este sector. De hecho, el diseño del embalaje perfecto a veces es casi tan complejo como el producto mismo y con frecuencia, se crea utilizando programas complejos de construcción por ordenador.

GLS incorpora 1.600 puntos de conveniencia Celeritas a su red de ParcelShops en España

Más no siempre es mejor

Si bien es indispensable la óptima protección de tu producto, por otro lado se trata de obtener el máximo ahorro posible. Las empresas pueden economizar mucho dinero al optimizar los procesos de embalaje de forma más eficiente. 

Para calcular los costes de embalaje, hay una regla general que establece que solo el 20% es para el material, mientras que el 80% son costes del proceso. Además, el ahorro generado por la optimización del espacio constituye otro factor importante, sobre todo en tus envíos B2C y B2B cuando se trata de transporte masivo intercontinental en el que cada centímetro cúbico menos de espacio es ahorro de dinero.

Diferentes variedades en una caja

Como decíamos, las opciones de empaquetado estándar son casi infinitas. Sin embargo se debe elegir un embalaje adecuado para las diversas combinaciones de diferentes grupos de productos para que la logística sea más eficiente, segura y más fácil de transportar.

Demian Folla, Deputy Manager GLS Spain asegura que “la caja de cartón clásica sigue siendo la forma ideal de empaquetado. Funcionan mejor en las cintas automáticas de clasificación y están hechas básicamente para envíos a pequeña escala”. Uno de los puntos fuertes de GLS es el manejo que da a los envíos pequeños y delicados a través del BusinessSmallParcel para envíos nacionales o del EuroBusinessParcel para internacionales.

Con estos productos se ofrece un servicio adicional ya que se dispone un sistema propio de clasificación que se garantiza la correcta manipulación. Los paquetes se transportan en bolsas especiales añadiendo una protección adicional y se entregan en sus destinos nacionales en menos de  24 horas en toda la Península y entre 24 y 72 horas en islas, Ceuta, Melilla, Andorra y Gibraltar. A nivel internacional, las entregas se hacen en 24-48 a países vecinos y entre 48 y 96 hs. para destinos más lejanos.  

Embalajes reciclables, ideales también para las devoluciones en eCommerce

El auge del comercio electrónico ha aumentado la sensibilización de la población sobre el impacto ambiental negativo causado por los envíos, y el empaquetado es claramente parte del paquete. La demanda de soluciones sostenibles está aumentando de forma notable: Esto ha motivado que muchos de los materiales lleven sellos medioambientales reconocidos, y que se apueste por materiales como el cartón y la madera, considerados materias primas reciclables o reutilizables. Además, este tipo de empaquetado es muy útil en los casos de devoluciones en eCommerce.

Los embalajes reutilizables son especialmente útiles si los artículos se envían de vuelta en el mismo embalaje en que se entregaron. Si un dispositivo, sea un portátil, un teléfono inteligente o incluso una herramienta eléctrica se estropea y se debe enviar un reemplazo al cliente de inmediato, GLS cuenta con un servicio que permite la entrega del nuevo producto y la recogida de la parte defectuosa en el empaquetado reutilizable. El destinatario puede elegir entre enviar el artículo defectuoso al remitente o a un proveedor de servicios.

Si los destinatarios privados devuelven algo, el embalaje usado durante el transporte generalmente también actúa como una solución reutilizable: «La caja de entrega generalmente también se usa para las devoluciones», explica Demian Folla. Ya sea reutilizable o desechable, personalizado o estándar, el empaque ideal no es tan fácil de encontrar. Pero su objetivo es simple: garantizar que los contenidos lleguen de forma segura».

 

Mantente informado de las noticias más relevantes en nuestro canal de Telegram

Mostrar comentarios (1)

¡Mantente al día!