Tiempo de lectura: 2 minutos
Shares

Airbnb ha cerrado una espectacular ronda de financiación por un valor de mil millones de dólares (unos 942 millones de euros), y pasa así de ser una de tantas startups en convertirse en una empresa de alta rentabilidad. Entre los inversores de la compañía de alquiler temporal se encuentran CapitalG (la anteriormente conocida como Google Capital, brazo inversor de Google), o Technology Crossover Ventures. 

Airbnb se convierte en una empresa rentable que planea expandirse

De la mano de esta nueva inyección de capital, además Airbnb ha confirmado que ya es una empresa rentable.  Según las fuentes de la compañía citadas por TechCrunch, Airbnb consiguió pasar a ser rentable en el segundo semestre de 2016, anticipando un resultado positivo para su EBITDA en el global de 2017. 

Actualmente la empresa está valorada en 31 mil millones de dólares, mil más de los que había sido valorada el pasado mes de septiembre de 2016. El valor de la compañía es así un 25% mayor al registrado en 2015, y la coloca como una de las empresas tecnológicas más valiosas de Estados Unidos, aunque por el momento descarta totalmente su salida a Bolsa.

Por todo ello, la compañía está considerando una posible expansión de su negocio, que recordemos, comenzó su andadura en 2008. Desde entonces ha conseguido el suficiente dinero como para alcanzar su objetivo de convertirse en una empresa global de servicios de viajes, y ampliar su negocio a la modalidad de alquileres a largo plazo.

La ronda de financiación permitiría a la startup dejar atrás los subalquileres (pisos y casas para alquilar por un mes máximo). Algunas ciudades como Nueva York, además, solo permiten a Airbnb ofertar alquileres a largo plazo, lo que incide en esta decisión de transformar su negocio.

Así mismo, parece que también podría estar valorando otras iniciativas y nuevas categorías de productos que podrían ver la luz en un futuro próximo. Entre sus planes también está el de expansión geográfica. Airbnb opera actualmente en 65.000 ciudades en el mundo, y entre sus objetivos estaría hacerlo también en China.

Shares