Tiempo de lectura: 2 minutos
Shares

Estudio tras estudio, hay conclusiones acerca de los factores que se esconden tras el éxito de un eCommerce que se repiten de forma continua. Como la necesidad de contar con una variedad de medios de pago seguros, la velocidad de carga de la página o, por supuesto, la presencia de múltiples formas de entrega de los pedidos. El objetivo parece claro: ofrecer las condiciones más personalizadas posibles para que cualquier cliente pueda sentirse cómodo a la hora de comprar en una tienda online.  Amazon, como mayor exponente de la eCommercesfera occidental, lo conoce perfectamente, y esta semana ha dado un nuevo paso en esta dirección: Amazon se alía con Correos

Amazon y Correos: mejorando los envíos de un gigante

Amazon y Correos han anunciado la firma de un acuerdo de colaboración que permitirá a los clientes españoles de este gigante del eCommerce recoger sus compras en cualquiera de las 2.400 oficinas que el operador público tiene en nuestro país. Para poder acceder a sus pedidos, los clientes simplemente tendrán que identificarse en esas oficinas a través de su carnet de identidad. Tal y como señalaba el máximo responsable de la empresa en España: “Con este servicio hacemos que las compras en Amazon sean aún más cómodas. Estas Navidades, nuestros clientes no solamente podrán comprar tranquilamente sus regales desde casa y sin colas, sino que además podrán recogerlos cuando mejor les convenga”

Un número de opciones cada vez mayor

Más allá del caso de la empresa de Jeff Bezos, lo cierto es que en los últimos meses tiendas online de todo el mundo han asumido la ampliación de las formas de recogida como un objetivo estratégico. Así, tenemos las taquillas automatizadas (que en Estados Unidos ya utiliza Amazon y que en nuestro país ofrecen, entre otros, MyPickBox y, también, Correos), los puntos de recogida de empresas como Kiala o Yupick, los envíos rápidos a través de mensajeros en moto o bicicleta…. Incluso la propia Amazon ha llegado a anunciar la apertura de una tienda física en la icónica Nueva York , donde los clientes podrían recoger sus pedidos.

Toda una constelación de formas de entrega puestas a disposición del cliente

Shares